fibromialgiaHola. soy una paciente que trae a cuesta su enfermedad “la famosa fibromialgia” cuyo origen es totalmente desconocido para la medicina y para quien escribe. Toda mi vida he comido sano, practiqué deportes, me dedique al estudio, luego al trabajo,(hace 29 años que soy docente de primaria) y soy madre de cuatro hijos cuyas edades van desde los 22 años a 9,tres nenas y un varón.

Hace siete años que padezco esta enfermedad y en agosto del 2009 el medico que me trataba había logrado darme el alta y decirme que estaba curada. Esto lo había logrado a que: 1-al poco tiempo de diagnosticarme “esto” empecé la practica intensa, diaria de la metafísica y 2-conocí a quien es en la actualidad mi pareja.

El hecho de estar con las endorfinas todo el tiempo a full feliz permanentemente y conectada con mi ser interior y ver lo que tenía que reforzar diariamente me mantenía equilibrada y logré el resultado positivo en cuatro años.
 Lamentablemente un suceso desagradable me reinstala “esta cosa”.Primero pierdo mi figura (tengo 23 kilos  y estoy horrible o me siento horrible)segundo, estoy de mal humor todo el tiempo; trato que todos salgan de al lado mio, por miedo a mis reacciones y estoy cada vez más sola y así me siento, SOLA. A pesar de que a veces me entienden mis hijos y mi pareja. Aún así el pasar noches despierta , sufrir dolores, pensamientos negativos todo el tiempo, me estan consumiendo en vida.

Hoy inicié a pesar de los dolores, el cansancio, y etc. etc. la caminata, mis hijas me acompañaron y aproveché a hacer ellas carreras y yo caminando lo mejor posible para alcanzarlas riendo y haciendo bromas para mejorar mi ánimo.
 A la tarde salí a hacer algunos mandados lejos de mi domicilio caminando con mi hija más pequeña. Fue toda una maratón y también un tiempo compartido precioso. De eso me nutrí para la noche estar acompañando a mi novio en su trabajo (tiene un salón) y ponerme lo más linda que pudiera.
 Pienso que a parte de informarnos sobre la enfermedad no debemos bajar los brazos y DEBEMOS obligarnos a vivir momentos de felicidad todo el tiempo que podamos, someternos alegremente a todo tratamiento con la esperanza de salir adelante (una vez lo logré y pienso lograrlo de nuevo)y usar todo tipo de terapia alternativa que se cruce en nuestro camino (siempre y cuando no sea invasiva)y por último descartar todo lo que nos hace daño.

Ada,Rosario,Santa Fe.